Carin Heurlin-Spinelli

Ha publicado varios libros ilustrados dirigidos a la niñez, sobre la importancia de proteger la naturaleza, pues piensa que el corazón de los niños siempre será terreno fértil donde germine el amor por el planeta y los seres que lo habitan. Algunos de los libros publicados son Tori (1995), La Jaula (2002), Cambio de Planeta (2004), La Muñeca de Emilia (2006) y El Bosque que Desapareció (2008).

Después de vivir en países como Suecia, Argentina, Colombia, Estados Unidos, Surinam, Vanuatu, Malasia, Francia, Singapur, Nueva Caledonia y Costa Rica, actualmente radica en la Patagonia chilena, lugar donde aún es posible encontrar aguas felices y árboles centenarios. Su nuevo libro, Lina, Yaki y Esteban, se aleja un poco de los temas que hasta ahora había explorado, para abordar la problemática de los niños y los perros de la calle de nuestras ciudades. Sus dibujos reflejan la vulnerabilidad y peligro en que viven estos seres y envía un mensaje de esperanza sobre su futuro.